Hoy en día el mercado está repleto de miles de productos para adelgazar que te prometen tu figura ideal casi sin esfuerzo y en un tiempo récord.

¿Demasiado bonito para ser verdad? Yo creo que sí... y voy a demostrártelo con pruebas contundentes.

Significa eso que absolutamente todos los productos para adelgazar son una estafa... ni mucho menos.

Lo que si es verdad es que los productos para adelgazar que realmente funcionan se pueden contar con los dedos de una mano.

La Diferencia Entre Medicamentos y Productos Dietéticos para Adelgazar


Lo primero que tienes que saber es la diferencia entre un "medicamento para adelgazar" y un "producto dietético para adelgazar".

Normalmente todo el mundo tiende a generalizar e incluye a estos dos grupos en el mismo saco de "productos para adelgazar"... pero no tienen nada que ver unos con otros.

Veamos...

Un "medicamento para adelgazar", al igual que todos los medicamentos, es un fármaco (una sustancia de síntesis creada en un laboratorio por el hombre) en el que alguna compañía farmacéutica ha gastado millones de dólares en desarrollarlo y en hacer pruebas en cientos de pacientes que demuestran que ese fármaco en cuestión sirve para adelgazar.

Automáticamente, cuando la comunidad científica da como válidas esas pruebas, ese fármaco queda patentado exclusivamente por la compañía que se ha gastado tanto dinero y, por lo tanto, puede recuperar la inversión comercializándolo a nivel mundial.

Actualmente los dos fármacos más famosos que se comercializan para adelgazar son el Orlistat y la Sibutramina (es posible que te suenen bajo los nombres que se comercializan como Xenical, Reductil, Vintix, Meridia, etc.).

Por lo tanto, estos dos medicamentos SÍ son efectivos para adelgazar porque han pasado las pruebas suficientes y necesarias... aunque sólo hasta cierto punto.

Digo "hasta cierto punto" porque los resultados que se han obtenido con estas pruebas no son para tirar cohetes... a largo plazo el uso de Ortlistat sólo consigue un 2,9% más de reducción de peso que si no se usase y la Sibutramina no llega al 5%.

Pero lo peor de estos "medicamentos para adelgazar" son sus efectos secundarios...

Por ejemplo, la Sibutramina ha matado, sí matado, a más de 50 personas en todo el mundo y ha provocado reacciones adversas graves en más de 200, mientras que el Orlistat suele provocar dolores intensos de estómago y continuas diarreas.

Por eso, los "medicamentos para adelgazar" SÓLO debes consumirlos si un médico CUALIFICADO te los receta y te hace un seguimiento continuo... nada de comprarlos en tiendas de Internet o a alguna amiga que te los puede conseguir.

Pero incluso así, tendrías que hacerte la siguiente pregunta... ¿Realmente merece la pena jugar con tu salud utilizando estos medicamentos para adelgazar?

Han demostrado ser efectivos hasta cierto punto, pero si pones en una balanza los riesgos y los beneficios... ganan claramente los riesgos.

De hecho, según los estudios que se han realizado hasta ahora, estos medicamentos para adelgazar no pueden conseguir nada que no consiga una dieta equilibrada y sensata junto a un programa de ejercicios.

Mi conclusión... los medicamentos para adelgazar te van a aportar más problemas que beneficios, por lo tanto yo no optaría por ellos.

Ahora que has visto mi opinión sobre los "medicamentos para adelgazar", pasemos a los "productos dietéticos para adelgazar"...

Si los medicamentos para adelgazar son escasos, los productos dietéticos se pueden contar por miles...

...sólo tienes que buscar en Internet o darte una vuelta por las herboristerías, gimnasios, tiendas de nutrición o farmacias de tu ciudad... encontrarás cientos de plantas, de extractos de plantas, de pastillas, de mezclas de extractos de plantas, de tés, etc... que te prometen ser la solución definitiva contra tus kilos de más.

La pura verdad es que el 95% de todos esos productos dietéticos nunca han demostrado que sirvan para adelgazar en ningún estudio científico y, por lo tanto, utilizarlos es igual que tirar el dinero a la basura.

La razón es simple... nadie puede patentar un ingrediente de la naturaleza (por ejemplo, la vitamina C), por lo tanto, a nadie le interesa gastarse montones de dinero en demostrar que un producto de la naturaleza sirve para perder peso porque luego lo podrá vender quien quiera y la compañía que hubiese invertido el dinero en demostrar que funciona no podría recuperarlo con su comercialización.

Por suerte, en todo el mundo, muchos científicos y universidades sin ánimo de lucro se dedican continuamente a investigar las propiedades de sustancias naturales y su aplicación en diversos campos de la salud... entre ellos el adelgazamiento.

En definitiva... para saber si un producto dietético sirve o no sirve para adelgazar hay que buscar los estudios científicos que han demostrado su efectividad en personas humanas.

El Producto Imprescindible para Adelgazar con Éxito que Deberías Empezar a Utilizar Ahora Mismo


Para saber con certeza si un producto para adelgazar funciona debe de haber pasado con éxito lo que se llama un "estudio doble ciego" en humanos.

No voy a entrar ahora en detalles de como funciona este tipo de estudios, pero si te digo que esa es la única forma de saber si un producto para adelgazar funciona o es una estafa. No vale que ese producto haya funcionado en ratas de laboratorio o que le haya ido bien a una persona... la única prueba científica válida es un "estudio doble ciego" realizado con personas.

Pues bien, la mayoría de productos dietéticos para adelgazar nunca han demostrado su eficacia en un "estudio doble ciego" de este tipo. Sin embargo, estos productos se siguen vendiendo porque las compañías que los fabrican los siguen promocionando como productos adelgazantes... aunque no exista ningún estudio válido que lo demuestre.

Algunos de estos productos para adelgazar inservibles son... cola de caballo, vinagre de manzana, garcinia cambogia, chitosán, l-carnitina, espirulina, fucus, extracto de alcachofa, sirope de savia, etc... y podría seguir nombrándote decenas.

Pero... ¿Para qué perder más tiempo con productos para adelgazar que NO funcionan?

Lo mejor es que te enseñe un producto que deberías utilizar SIEMPRE que haces una dieta e incluso durante el resto de tu vida... un buen complejo vitamínico-mineral.

A lo mejor piensas que un complejo vitamínico-mineral no te puede ayudar a adelgazar con éxito y, de hecho, ni están pensados para ello ni hay estudios que demuestren que tomando un suplemento de vitaminas y minerales se adelgace más rápido.

Pero ten en cuenta una cosa... ¿Cuál es una de las principales razones por las que sueles abandonar tus intentos por adelgazar?

Déjame adivinar... la falta de energías.

¡Exacto!... y esa falta de energías está provocada en gran parte porque al ponerte a dieta es 100% seguro que a tu cuerpo le faltan vitaminas y minerales.

De hecho, ni siquiera comiendo de forma variada y saludable es posible aportarle a tu cuerpo todas las vitaminas y minerales que necesita. Eso es debido principalmente a que la comida hoy en día ya no es como hace 100 años... los pesticidas, herbicidas, el engorde rápido del ganado, etc... han hecho que la comida que llega a nuestro plato no tenga la cantidad necesaria de vitaminas, minerales y micro-nutrientes para asegurarte una salud óptima.

Y sin la cantidad suficiente de vitaminas y minerales tu cuerpo funciona peor, porque TODAS Y CADA una de las funciones de tu organismo depende de estos micronutrientes... incluida la quema de grasas.

Es decir, aparte de los efectos negativos en tu salud y en tu estado de energías, una falta de vitaminas y minerales en tu organismo hará que quemes menos grasas... ¡Justo lo contrario de lo que buscas!

Y si a todo esto añadimos el hecho de que para adelgazar con éxito es imprescindible seguir un programa de ejercicios (aumenta notablemente tus necesidades de micronutientes) el uso de una suplementación de vitaminas y minerales se hace imprescindible.

De hecho, es muy común encontrar déficit de ciertas vitaminas y minerales en personas que hacen deporte regularmente y no utilizan un suplemento que les aporte cantidades extras de estos micronutrientes tan importantes.

Para que lo veas más claro te voy a poner tres ejemplos de lo importantes que son algunas vitaminas y minerales para la quema de grasas y la producción de energía...
  • La Vitamina C: de ella dependen al menos 300 funciones metabólicas de tu cuerpo, incluida la reparación de tejidos como tus músculos. Si tienes deficiencias de esta vitamina, tus músculos no se podrán reparar bien y el tejido muscular consume calorías las 24 horas al día. En otras palabras... poca vitamina C, significa pérdida de tejido muscular y eso te lleva a quemar menos calorías.
  • El Complejo B: aunque existen muchas vitaminas del tipo B, todas ellas intervienen de alguna forma en la producción de energía de tu cuerpo. Sin vitaminas B tu cuerpo no será capaz de producir energía de una forma eficiente y con falta de energía te aseguro al 100% que abandonarás tu dieta.
  • El Cromo: este mineral es muy deficiente en la alimentación de los países desarrollados y se encarga, entre otras cosas, de la regulación de la hormona insulina. Cuando tu cuerpo produce demasiada insulina, normalmente estará acumulando el azúcar de la sangre en forma de grasa, así que te conviene regular la insulina si no quieres ver crecer tus michelines... y el cromo ayuda a ello.
Hay muchas más vitaminas y minerales y todos ellos intervienen de una forma más o menos directa en el proceso de quemar grasas, pero supongo que con estos tres ejemplos te basta para ver que necesitas ingerir las cantidades necesarias para adelgazar con éxito.

Y sólo lo puedes conseguir mediante un buen complejo vitamínico-mineral... te lo aseguro. Con sólo la comida, y si encima estás a dieta, es casi imposible conseguir un aporte correcto de vitaminas y minerales.

Puede que con un complejo vitamínico-mineral no vayas a notar un efecto inmediato en la pérdida de peso, pero a largo y medio plazo te va a ayudar mucho porque tu cuerpo dispondrá de un material excelente para realizar todas sus funciones metabólicas.

Y lo que es seguro es que obtendrás muchos más beneficios y estarás invirtiendo mucho mejor tu dinero que con todos esos "productos mágicos" que te prometen lo imposible.

Es cierto que existen algunos productos muy efectivos para adelgazar como puede ser el caso de los termogénicos (de los que hablaré en el futuro), pero lo primero es lo primero... asegurarte que tu cuerpo disponga de la cantidad suficiente de micronutrientes para rendir al 100%.

Así que recuerda... si estás a dieta y quieres adelgazar con éxito no puede faltarte un suplemento de vitaminas y minerales.

Pero, incluso si utilizas un buen complejo vitamínico-mineral o productos para adelgazar como los termogénicos, no vas a conseguir ningún milagro...

La única forma de adelgazar con éxito es seguir una alimentación inteligente y un programa de fitness adecuado que, poco a poco, implanten nuevos hábitos saludables en tu vida para acercarte cada día más y más hacia tu figura ideal.

Una vez comiences con una dieta equilibrada y a hacer ejercicio de forma regular, es el momento de aprovecharte de las magníficas propiedades adelgazantes de los termogénicos naturales para acelerar tus resultados...

...y la mejor elección que puedes hacer es seleccionar un producto para adelgazar 100% efectivo como nuestro Pack Thermofem. Para informarte mejor acerca de estas magníficas pastillas para adelgazar haz clic en el siguiente link...

http://www.bellefem.com/pastillas-para-adelgazar/